6 habilidades necesarias para cualquier trabajo

Tu hijo las necesita para desarrollarse en el mundo laboral.

Interview

Seguramente has escuchado hablar sobre las “habilidades sociales” pero ¿qué son? A veces se las llama “habilidades para el siglo 21”, “habilidades interpersonales” o “habilidades aplicadas”. Se trata de aquellas habilidades que no son de índole técnica o que son específicas para un trabajo en particular. Son las habilidades que te ayudan a pensar, a comunicarte con la gente y a reflexionar sobre tus experiencias. Básicamente, tu hijo las necesita para desarrollarse en el mundo laboral. La orientadora Jane Horowitz explica que el lema que transmite a sus consultantes es “contratar según la actitud, capacitar para dar habilidades”, y considera que la voluntad y la motivación son los factores determinantes al momento de contratar jóvenes adultos.

“Escuchamos constantemente que todo se reduce a las habilidades sociales”, dice Terri Tchorzynski, Consejera Escolar Nacional del Año 2017. “Eso es lo que te permite conservar el trabajo. Los empleadores pueden contratar y capacitar a nuestros hijos, pero si ellos no cuentan con habilidades sociales será muy difícil para ellos mantener su puesto de trabajo”.

Según un estudio realizado en 2011 por la Universidad de Harvard, “Pathways to Prosperity Project (Proyecto Caminos hacia la Prosperidad)“, los empleadores estadounidenses ven con cada vez más frecuencia que los estudiantes se gradúan de la universidad pero no cuentan con las herramientas necesarias para sobrevivir en el mundo laboral del siglo 21. Más específicamente, carecen de habilidades tales como pensamiento crítico, solución de problemas, creatividad y comunicación. Bruce Tulgan, fundador y Director ejecutivo de Rainmaker Thinking, y autor de publicaciones sobre los jóvenes en el lugar de trabajo ha estado llevando un registro de los cambios generacionales en el mundo laboral desde 1993. Según Tulgan (y muchos otros expertos y empleadores), existe una brecha de habilidades sociales entre las generaciones anteriores y la generación que ingresa al mundo laboral actual. Los empleadores buscan que sus empleados cuenten con ciertas habilidades, independientemente del área de trabajo. Y según Pew Research, no solo los empleadores buscan estas habilidades, sino que también ha aumentado la demanda y los salarios en la mayoría de los trabajos que requieren de habilidades sociales o analíticas más elevadas (como por ejemplo habilidades de comunicación, gestión o liderazgo). La mayoría de los trabajadores también comprende esto, y según Pew Research, los trabajadores dicen que para hacer su trabajo las habilidades sociales son más importantes que las habilidades técnicas.

Podemos decir entonces que es una buena noticia que se de tanta importancia a las habilidades sociales. No importa lo que los niños estudien en la escuela o qué decidan hacer al terminar la escuela secundaria, pueden aprender a desarrollar estas habilidades que les serán útiles en su futuro lugar de trabajo. Estas son las seis habilidades que un joven adulto necesitará, no importa la profesión que elija.

  1. Comunicación

    La capacidad de comunicarse de manera eficaz es una de las habilidades fundamentales para la fuerza laboral. No importa el tipo o el área de trabajo, la comunicación es necesaria tanto fuera como dentro de una organización. Y los padres también se dan cuenta del valor que tiene esto. Según la encuesta State of Parenting Poll de NBC News, patrocinada por Pearson, el 54% de los padres dijo que lo más importante para el futuro éxito de sus hijos son las buenas habilidades sociales y de comunicación, incluso creen que son más importantes que las calificaciones. Pew Research descubrió lo mismo: las habilidades de comunicación, según los estadounidenses, son las más importantes para que los niños alcancen el éxito. 

    “La comunicación es una muy importante”, dice Tchorzynski. “Muchos estudiantes tienen dificultades en esta área porque están acostumbrados a comunicarse de manera electrónica, y una conversación frente a frente con otra persona es todo un desafío para ellos”. 

    Contar con habilidades para la comunicación permitirá que tu hijo esté preparado para expresar sus pensamientos e ideas en forma elocuente y clara, ya sea  oralmente, por escrito o en forma no verbal. También sabrá escuchar para poder comprender y entender. Además, en un mundo cada vez más digitalizado, es fundamental que sea capaz de compartir y enviar información por medios digitales. Las habilidades interpersonales y la conciencia social son dos componentes clave para una comunicación eficaz. Los jóvenes adultos deben aprender a ser asertivos, pensar en sí mismos dentro del contexto de una gran organización, comprender las reglas sociales del lugar de trabajo y saber cómo comunicarse dentro de esa estructura.

  2. Trabajo en equipo y colaboración

    La mayoría de los trabajos requerirán alguna forma de trabajo en equipo o colaboración entre los empleados, y los jóvenes adultos deben contar con la capacidad para trabajar en una estructura de equipos. Cuando los jóvenes se incorporan a la fuerza laboral, deben aprender a pensar en algo más que ellos mismos y sus propios deseos para alcanzar el objetivo común de la compañía u organización donde trabajan. Rara vez los jóvenes ocupan los puestos de liderazgo, ya que antes deben aprender a trabajar en equipo. Deben usar sus habilidades como algo que pueden aportar a la compañía. En los primeros años de una carrera laboral, el trabajo en equipo suele demostrarse mediante el trabajo arduo, el compromiso y el sacrificio. Esto significa cubrir cualquier rol que sea asignado para apoyar el objetivo de la organización, pero también implica celebrar y apoyar los éxitos de otros empleados. El trabajo en equipo exige que los empleados propicien las relaciones con sus jefes y compañeros de trabajo, y se den cuenta del contexto adecuado de estas relaciones. 

  3. Profesionalismo

    Pasar del ámbito universitario o de la escuela secundaria a un ámbito laboral puede ser un gran desafío para los jóvenes. El grado de responsabilidad y autogestión que se exige para ser exitoso en un empleo suele ser completamente diferente al de los ámbitos que los jóvenes están acostumbrados a frecuentar. La clave del profesionalismo es desarrollar buenos hábitos de trabajo. Llegar a horario, ser responsable y organizado son habilidades fundamentales en los ámbitos profesionales. De hecho, el llegar a horario tal vez sea lo más sencillo y fundamental del profesionalismo. “Cuando en tu trabajo debes fichar y entras a trabajar a las 8, quiere decir que a las 8 ya debes estar listo para comenzar a trabajar, no llegando a la oficina”, explica Tchorzynski. 

    Los jóvenes deben ser capaces de organizarse para trabajar y ser responsables de cumplir con los proyectos y las fechas límite asignadas. También deberían ser capaces de comunicarse en forma clara con sus jefes con respecto a estas expectativas. Estas cuestiones básicas forman parte de aprender a manejarse y a administrar el tiempo propio. 

  4. Autogestión e iniciativa

    Los empleadores buscan empleados que posean cualidades de liderazgo. Esto no significa que el joven será el líder del proyecto o el jefe del departamento, sino que significa que posee ciertas habilidades que demuestran el potencial de liderazgo. Quiere decir que son personas que saben autogestionarse y cuentan con iniciativa. La autogestión en el lugar de trabajo incluye la capacidad de planificar, organizar y priorizar el propio trabajo. Esto también implica tener la disciplina y seguir hasta el final con las tareas asignadas y proyectos. La iniciativa es la habilidad de actuar o hacerse cargo de realizar ciertas tareas sin que tengan que pedírtelo. Esta cualidad es muy buscada por los empleadores porque demuestra profundos niveles de motivación y curiosidad por el trabajo que se está haciendo. Suele ser muy beneficioso para un gerente el poder contar con empleados que toman la iniciativa y no que esperan a que se les asigne una tarea específica. Por último, los jóvenes deberían ser capaces de autoevaluar su desempeño al analizar sus acciones y trabajo, comparando los proyectos con los objetivos alcanzados, cronogramas y pautas generales del trabajo.

  5. Cómo ayudar a los jóvenes adultos a definir objetivos y a desarrollar el autocontrol

    Aun si ya no comparten la misma vivienda, existen formas en que puedes ayudar a tu hijo a reforzar su autocontrol, incluso a la distancia.

    Ver más

  6. Pensamiento crítico y creativo

    El pensamiento crítico es la capacidad de poder evaluar algo mediante la valoración, el análisis y el examen del tema o asunto. Implica no solo aceptar lo que es, si no también buscar otras posibilidades. Por otra parte, el pensamiento creativo, es una forma de encarar los problemas o situaciones con una perspectiva renovada y de sugerir ideas o soluciones nuevas o no tradicionales. Estos dos tipos de pensamientos se complementan y ambos son necesarios en el mundo laboral actual. Los jóvenes deben ser capaces de tomar decisiones o resolver problemas recurriendo a sus habilidades creativas y críticas. Esto puede darse en varias formas, que van desde el análisis de datos y la preparación de un análisis detallado para presentar ante el jefe, hasta encontrar una solución creativa para salvar un obstáculo. 

  7. Perspectiva global

    En el contexto económico actual, los trabajadores necesitan un entendimiento amplio del mundo que los rodea. Es cada vez más frecuente que los empleados se encuentren en situaciones de interacción con personas que son diferentes a ellos. Contar con una perspectiva global significa respetar la diversidad; ser abiertos, inclusivos y sensibles con todas las personas. La gente debe ser capaz de interactuar y ser respetuosa con personas de diferentes culturas, razas, edades, géneros, orientaciones sexuales, capacidades, ideologías políticas y religiones. El poder manejarse de manera fluida en este mundo globalizado incluye contar con habilidades digitales, que son fundamentales para la economía actual. Pero esto no solo significa que hay que contar con las habilidades técnicas, también se debe contar con el conocimiento para el uso adecuado de las redes sociales, poder distinguir entre un email formal y uno informal, y comunicarse en línea de manera eficaz.  

  8. Respeto por la diversidad: 3 cualidades que los jóvenes adultos necesitan

    Es importante, independientemente de cuán diferente sea alguien, que tu hijo como adulto joven pueda comunicarse con personas de todos los estratos sociales y respetarlas.

    Ver más